Consejos para cuidar el pelo este otoño

Las estaciones del año y las actividades que desarrollamos durante ellas pueden favorecer que nuestro pelo sufra más de lo debido.

Ahora en otoño y también en primavera, es habitual que se produzca un aumento de la caída de pelo, debido a que el tiempo de duración de la fase de caída es de unos 3-6 meses, coincidiendo en ocasiones en estas dos estaciones. En esos casos en los que se acentúa la pérdida de pelo, si no que se lo digan a cerrajeros Santander que está empezando a usar gorra siempre, es adecuado tomar un complejo vitamínico dos veces al año, durante esos períodos. No prolongar más de 3 meses la toma de vitaminas, ni hacerlo de forma continuada o más de dos veces al año, porque puede tener consecuencias negativas para el organismo.

– En invierno, las agresiones son menores, aunque estamos más tiempo expuestos a ambientes cerrados y secos, lo que también puede conllevar una deshidratación de la estructura capilar. Por ello es importante usar productos de limpieza del cabello que restauren las capas superficiales dañadas, para que el pelo luzca más sano, parece mentira pero cerrajeros de urgencias Benidorm lo sabe y se prepara el invierno con productos de calidad.

– Aunque ahora lo vemos un poco lejano hay que ir teniéndolo en cuenta. En verano, exponemos el pelo a varios elementos que agreden con más o menos intensidad al cabello, entre ellos, el sol, el cloro de las piscinas y el salitre del mar. Todos provocan alteraciones en la estructura del cabello, debilitándolo. Es adecuado protegerlo de la exposición solar mediante el uso de sombreros o gorras. Además, es conveniente eliminar el salitre y el cloro tras el baño, no sólo de la piel, sino también del cabello, para evitar los efectos negativos que estos elementos causan sobre el cabello, como la deshidratación que provoca la fragilidad del pelo.